El Área Pública de CCOO exige a la Junta de Castilla y León que deje de mentir, pues más que regeneración muestra degeneración

    La Junta de Castilla y León es la administración de la mentira. Mintió a sus emplead@s públicos firmando un acuerdo en mayo que no tenía intención de cumplir. La Junta mintió a toda la ciudadanía aprobando a hurtadillas un plan de ajuste autonómico en el mes de agosto que, entre otras cuestiones, recogía la paralización de todas las mejoras pactadas con su personal.

    08/11/2019.

    La Junta volvió a mentir a la prensa y la ciudadanía el pasado día 5 de noviembre al decir que proponía la aplicación de las 35 horas para el 31 de marzo de 2020, cuando en realidad no presentó un documento que recogiera la verdadera aplicación de las fechas propuestas por escrito.

    Si tan poca importancia le dan a la jornada de huelga general en el sector público de Castilla y León, convocada por CCOO, UGT y CSIF, no entendemos su intento por boicotearla nombrando servicios mínimos de hasta al 100% de las plantilla en algunos centros de trabajo y determinados turnos. Un ejercicio descarado de obstruir un derecho fundamental como es el derecho a la huelga.

    En la publicación de estos servicios mínimos se cuidan muy mucho de no dar números, ofreciendo, como ya viene siendo costumbre, una redacción ambigua, inespecífica y que les permite manipular datos y resultados a su antojo. Tampoco computan en el recuento a los delegad@s y liberad@s sindicales que, ejerciendo su derecho, han registrado sus peticiones de descuento de huelga.

    Por tod@s es ya conocida la falta de intención negociadora de este gobierno bipartito que tan pronto se resquebraja echándose las culpas de sus desacuerdos como hace piña frente a un enemigo común, las organizaciones sindicales. Se parapetan en mentiras y medias verdades adornadas con verborrea para manipular a la ciudadanía, tratando de menoscabar la labor de los que realmente trabajamos por los intereses de los trabajador@s.

    Lo que realmente ponen de manifiesto sus desmanes y sus tretas en su intención de desmantelar un sistema público que no les interesa lo más mínimo. Por tanto, exigimos que retomen el camino de la negociación real y recíproca.

    Por todo ello CCOO pide a la Junta de Castilla y León que reflexione, pues un Gobierno sin credibilidad mostrará a la ciudadanía un absoluto fracaso de este pacto entre partidos que muestra, más que regeneración, degeneración. Esto si pondrá a cada uno en su lugar.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.