CCOO denuncia negligencia en el operativo de la Junta para atajar el incendio del alto de La Copona

    El pasado domingo día 11 de agosto se produjeron varios incendios forestales en la provincia de León. Este tuvo lugar en el alto de La Copona, sito en el municipio de Villaquilambre y obligó a activar el nivel 2 de peligrosidad por su cercanía a las viviendas de la localidad. Pues bien, las dos motobombas del operativo contra incendios de la Junta de Castilla y León que acudieron al incendio carecían de un peón manguerista. Esto supone que desde el comienzo del incendio se perdió un mínimo de una hora de trabajo de la motobomba, hasta que llegaron las cuadrillas de tierra y pudieron ayudar a los conductores a atacar las llamas. La pérdida de eficacia por esta negligencia de la Junta es evidente. En el comienzo de los incendios, la rapidez de las actuaciones de control son determinantes para impedir que éste adquiera grandes proporciones.

    13/08/2019.
    Un operativo se dispone a luchar contra el incendio de La Copona durante el pasado fin de semana.

    Un operativo se dispone a luchar contra el incendio de La Copona durante el pasado fin de semana.

    A pesar de las declaraciones grandilocuentes del responsable de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta, el leonés Juan Carlos Suárez-Quiñones y Fernández, en lo concerniente a la eficacia en la extinción (“tenemos el operativo más eficaz del mundo”), la realidad es tozuda y hechos como el de este incendio se repiten a diario en los operativos contra incendios de la Comunidad Autónoma. Desde CCOO exigimos, una vez más, que la prevención y extinción de incendios forestales se realice durante todo el año, con un operativo público suficientemente dimensionado y formado por personal con la categoría de bombero forestal.

    Exigimos asimismo, que estas situaciones de falta de personal de extinción, como sucede también, en la torre de vigilancia de Camposagrado, en la que no se suple una baja desde hace casi dos semanas, se subsanen con la rapidez necesaria para que no se repitan estas situaciones de ineficacia, que tanto daño producen en nuestro medio ambiente.

    Al igual que en éste, en los incendios que se producen en la provincia colabora personal de otras administraciones. Comparar las condiciones laborales de ese personal con las de las personas trabajadoras de la Junta en cuanto a fijeza en el empleo, duración de los contratos, condiciones de la prestación del servicio, etc.., es descorazonador. La precariedad y pauperización de los fijos discontinuos y trabajadores de las cuadrillas o “bulldozer” subcontratados por la Junta supone que la indispensable profesionalización de estos profesionales se produzca en todas las administraciones menos en la que, paradójicamente, tiene las competencias en la coordinación de la extinción de los incendios forestales.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.