CCOO de Zamora dice basta ya ante la lenta agonía social, laboral y económica de la provincia

    ‘¡Zamora se muere!’Más claro no lo ha podido decir esta mañana el secretario general de Comisiones Obreras de Zamora, Manuel Prieto, en el transcurso de una rueda de prensa celebrada en nuestra sede de la capital zamorana. El motivo de la misma no era otro que ejercer de altavoces para que los responsables políticos de esta tierra y de Castilla y León hagan algo para que esta tierra no se muera de inanición.

    11/01/2018.
    El malestar de nuestro secretario general por la situación en Zamora es evidente.

    El malestar de nuestro secretario general por la situación en Zamora es evidente.

    ‘Desde aquí denunciamos la lenta agonía y más que presumible defunción de Zamora si los que tienen la responsabilidad de hacer algo por esta tierra no lo hacen de inmediato. Lo puedo decir más alto por si aquellas personas que se tienen que dar por aludidas no lo oyen bien. La situación social, laboral y económica por la que atraviesa la provincia de Zamora desde los inicios de la crisis hasta el día de hoy es tremenda. Y los que pueden hacer algo para reconducir esta situación no lo hacen. Basta ya de este proceder’, ha demandado nuestro compañero Prieto.

    Junto a él ha estado el responsable de Acción Sindical, Antonio Salvador, para hacer un repaso amplio a la grave situación que padece este territorio. ‘Lejos de valoraciones triunfalistas o las de quienes se eximen de culpa acusando a otros para que no se aprecien sus propios errores, todos vemos como Zamora se muere lentamente. El éxodo de población habido en los últimos años ha sido sangrante. Sólo en el año 2017 ha superado las 3.000 personas en edad de trabajar, sobre todo del medio rural. Con ellos arrastran a sus familias, futuras generaciones que tardaremos en recuperar, y si es que esto se consigue alguna vez’, ha subrayado este.

    Para ambos, muchos son los motivos que han provocado esta grave situación. Pero han hecho especial hincapié en los siguientes:

    - Falta de inversión pública.

    - Falta de inversión privada.

    - Pérdida de los servicios más básicos.

    - Escaso o nulo tejido industrial y de poco valor añadido.

    - Nulo acceso a las nuevas tecnologías en el mundo rural.

    - Paro elevado.

    - Inasumible cifra de personas que no tienen derecho a prestación, ni les corresponde ninguna ayuda.

    - Creación de empleos precarios.

    - Salarios y pensiones bajas, con grave pérdida de poder adquisitivo.

    - Hastío de la ciudadanía, sobre todo entre la juventud y las mujeres por la falta de perspectiva de futuro en Zamora. Todo ello les obliga a marcharse de aquí.

    Antonio Salvador ha incidido en la precariedad laboral, los bajos salarios y la desprotección social. También ha recordado como los empresarios aplaudieron la Reforma Laboral y la han aprovechado hasta exprimirla. ‘Y de aquellos polvos estos lodos que nos están ahogando. Además, desde CCOO se echa en falta la inversión tanto pública como privada (por parte de los empresarios) y de la propia banca zamorana, que aunque pequeña, puede hacer algo más de lo que hace’.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.