10 propuestas para mejorar la convergencia de Castilla y León con las regiones más exitosas de Europa

    El Estudio sobre la economía de Castilla y León presentado ayer en las Cortes Regionales propuso 10 conclusiones para mejorar la convergencia de nuestra Comunidad con las regiones más exitosas de Europa. Entre las propuestas se cuentan algunas novedosas, como reducir la jornada laboral y promover la natalidad para luchar contra el envejecimiento, y otras imprescindibles como atraer a la industria de tecnología media-baja y media-alta y a los servicios intensivos en conocimiento. El objetivo es que la región pueda crecer al mismo nivel en el que están las 20 regiones europeas más exitosas con las que se compara a Castilla y León en este estudio. La presentación contó con una mesa redonda donde hubo opiniones complementarias sobre lo que necesita nuestra Comunidad y sus gentes.

    05/04/2017.
    Jornada la Economía en Castilla y León.

    Jornada la Economía en Castilla y León.

    El estudio lo firma el economista y profesor de economía en la Universidad de Cantabria, Marcos Fernández Gutiérrez, miembro, a su vez, del Gabinete Técnico de CCOO Castilla y León. En la mesa redonda posterior, moderada por el subdirector del Norte, Nacho Foces, valoraron su trabajo otros tres economistas, Ramiro García Fernández, catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Valladolid, Óscar Carpintero Redondo, profesor de Economía Aplicada de la Universidad de Valladolid y Juan Carlos de Margarida, decano del Colegio de Economistas de Valladolid.

    En base a los datos recopilados, Marcos Fernández ha compuesto una radiografía de lo que le falta a Castilla y León para tener el mismo nivel económico que otras 20 regiones con características similares a la nuestra, pero ubicadas en otros territorios de Europa. En base a indicadores como el PIB, el tamaño de las empresas, la productividad de las y los trabajadores o la tasa de empleo existente ha llegado a conclusiones que, en su opinión, deberían irse implementando también en Castilla y León para emular este éxito económico.

    Combatir el envejecimiento y la despoblación

    La primera de estas conclusiones habla de recuperar la economía y el empleo, porque es “urgente detener la despoblación y el envejecimiento de esta región”. En este objetivo propuso también hacer políticas de natalidad.

    Marcos Fernández señaló la necesidad de atraer industria más tecnológica de la que tenemos en Castilla y León y promover los servicios intensivos en conocimiento. El motivo es que en las regiones más exitosas hay más peso de este tipo de empresas en la economía local y que la actividad basada en la tecnología tiene un efecto de arrastre para otra clase de industria y servicios menos tecnologizados, como la hostelería o el comercio. La industria que necesitamos no es puntera en tecnología, sino de intensidad media-baja y media-alta que es la que más valor añadido aporta a la economía, en opinión de Marcos Fernández, “complementada con servicios cualificados de arquitectura, ingeniería, consultoría, informática….” señaló.

    Otro de los indicadores en los que se fijó el autor del estudio es la productividad que debe crecer en Castilla y León. Esta mejora de la productividad debe ir unida a una reducción de las horas de trabajo, en las que superamos por mucho a las otras regiones comparadas, sin que se resienta el salario que, en opinión de Marcos Fernández, debería subir en Castilla y León. “Hay que hacer un reparto equitativo de este crecimiento” argumentó.

    Un drama para Castilla y León

    Otra de las conclusiones es orientar la formación. El estudio señala la gran cantidad de personas jóvenes con formación universitaria con que contamos en Castilla y León a la vez que hay un déficit de personas formadas para empleos de cualificación media. Para Marcos Fernández “perder a las personas que tanto nos ha costado formar es un auténtico drama para esta región” y propuso destinar financiación a retener todo ese talento o al retorno de los que ya se han ido.

    Por último habló de potenciar la innovación con políticas de I+D+i tanto en las empresas como en las Administraciones Públicas y de tener en cuenta lo heterogéneo de nuestro territorio para buscar posibilidades distintas en sus diferentes rincones.

    Quien tiene que hacerlo

    Precisamente de la extensión y variedad del territorio habló el catedrático de Economía de la Universidad de Valladolid, Ramiro García, encargado de abrir la mesa redonda, para plantear la pregunta que “a quién le corresponde hacer todo eso que propone el estudio”. Falta por analizar los factores institucionales, declaró, y evaluar nuestras necesidades como ciudadanos en materias como la vivienda, la energía, la sanidad, la enseñanza…También resaltó “que la mejor política de natalidad es crear empleo para que la gente no se vaya de nuestra tierra”

    Juan Carlos de Margarida, decano del Colegio de Economistas de Valladolid, recalcó uno de los valores con los que contamos en nuestra región, “somos gente circunspecta y trabajadora”. También achacó la pérdida de muchas de nuestras empresas a inversiones arriesgadas en época de vacas gordas que, al llegar la crisis, han ahogado a nuestras industrias. El tamaño de las empresa de Castilla y León fue objeto de debate por cuanto el informe señala su pequeño tamaño como un elemento negativo en la economía regional.

    Necesidades sociales y personales

    Por su parte, Óscar Carpintero, profesor de Economía Aplicada de la Universidad de Valladolid, incidió aún más en las necesidades sociales y personales que no aparecen en el estudio y que quizá deberían orientar más las propuestas sindicales. Puso como ejemplo que incrementar la productividad, como proponía el estudio, no siempre está justificado “porque un cirujano que opere a 12 pacientes en una mañana es más productivo que uno que opere a 2, pero quizá se resienta la calidad de la atención”. Para Carpintero son más valiosas las soluciones cooperativas que las competitivas y consideró que deberían importar menos los indicadores económicos y más la felicidad de la gente, aunque reconoció que esto es algo difícil de medir.

    La presidenta de las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente, clausuró una jornada inaugurada por el secretario general de CCOO Castilla y León, Ángel Hernández, en la sede del Parlamento Regional.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.